Las herramientas cuyo diseño ergonómico resulta inadecuado para el trabajador o para la tarea, pueden tener características no deseables, como un agarre inadecuado, un mango que origina que se doble la muñeca, un gatillo que requiere elevadas presiones, falta de balance, o vibración en bajas frecuencias. Esto origina dos tipos de problemas principales: disminución del rendimiento del trabajador mientras realiza la tarea, y aumento del riesgo de lesiones y/o accidentes:

  • accidentes de las manos relacionados con el uso de herramientas
  • casos de lesiones musculoesqueléticas acumulativas en manos, muñecas, antebrazos, hombros y cuello

 

Los principales factores de riesgo ergonómico asociados a problemas musculoesqueléticos son las posturas de trabajo, la repetitividad, las fuerzas y la posición de la muñeca. Los peores problemas se asocian a menudo con agarres forzados repetidos y acciones de giro ejecutadas con la muñeca desviada.

 

Una herramienta manual debe cumplir las siguientes características fundamentales:

  • Ajustarse a la tarea para la que está diseñada
  • Ajustarse al tipo de usuario que va a utilizarla
  • No crear lesiones

En el menú de la izquierda,  puede acceder a información ergonómica específica sobre las herramientas manuales de uso habitual en el sector de la construcción.

Si no encuentra información específica de la herramienta que le interesa, le invitamos a consultar los siguientes enlaces: